“..esto es mi cuerpo, que por vosotros es dado; haced esto em memoria de mi”. (Lucas 22:19)

No habia una cena literal solamente, habia un acontecimiento que siendo instituido para los judíos, tendría un significado trascendental en el resto de la humanidad. El Hijo de Dios estaba explicando algo espiritual, sin precedentes, único en su clase para una raza única, la humana.

El amor del Padre por nosotros entraba en una nueva etapa de relación Dios- hombre. Era un momento que Cristo no queria que fuera olvidado, daría su cuerpo literal para un resultado espiritual. Si estamos hoy aqui es porque este hecho marcó nuestras vidas muchos siglos antes de nosotros nacer.

Terminado en una victoria sobre la muerte, en la cruz, Cristo hacia una obra redentora memorable para todo humano, llevar los pecados de todos los creyentes y los no creyentes, dando la oportunidad que no existía antes. Cuando venga a tu mente el ataque del enemigo, creando una duda, un momento de debilidad, un momento de desiciòn en tu pensamiento, recuerda que hace muchos años, hubo alguien que entregó su cuerpo, su vida, procurando que hoy tengas alguien que te ayude, que te anime, que te diga:”confiad, Yó he vencido al mundo”. Alguien que estará con nosotros, hasta el final de los dias.

Pastor Julio Labrador

Participa en la conversación

1 comentario

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: