Un Cafè con Dios

Es maravilloso cuando empezamos un nuevo día y entendemos que la misericordia de Dios es lo que nos deja llegar a ese momento mañanero donde abrimos los ojos. Nuestra rutina nos lleva a estar en pocos minutos frente a nuestro desayuno, tambièn provisto por Él.

Y es ahí donde compartimos un café con Dios, le agradecemos, le decimos lo que está en nuestro corazón para agenda, le recordamos sin necesidad lo que esperamos con ansiedad. Sentimos lo hermoso de su presencia de la manera en que nos impulsa a seguir nuestra rutina.

Nuevas fuerzas, nuevo ánimo, galletitas espirituales para enfrentar un dia genial, lleno de momentos y sucesos que marcarán un tiempo que no estará ahí mañana. Posibilidad de que Dios haga algún cambio, llenura, agradecimiento en la humildad que debemos tener ante tan amoroso Padre.

Disfrutemos ese momento de un cafecito con Dios, nada tan rico como saber que estará en todo momento con nosotros, hasta el final de los dias. Pastor Julio.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: